¿Cómo mejoramos nuestro clima laboral?

“Mis compañeros pulsan verde o rojo todos los días. Ahora sabemos cómo es el clima laboral. Pero, ¿qué hago con el resultado?

A veces los líderes nos preguntan qué pueden hacer con los resultados. Quizás no estén seguros de por qué tanta gente pulsa el botón rojo, o qué deberían hacer al respecto.

Nuestros datos demuestran que las conversaciones (honestas y cara a cara) son la manera más rápida de mejorar un lugar de trabajo.

Como mejorar en el trabajo con acciones simples

1. Habla con tu gente

El KPI de estado de ánimo busca ayudar a los líderes a mantener diálogos más llenos de significado en el trabajo. Lo que vemos que funciona bien es cuando los jefes simplemente se levantan de vez en cuando y preguntan de forma espontánea a la gente: “¿qué piensas que hace que pulsemos tanto el rojo?”.

O comienza preguntando, “¿qué nos hace pulsar verde?”, y seguir por ese camino. Si preguntas “qué es el que hace que  pulses rojo” hay más presión. Usando la sabiduría de los grupos, preguntándole a compañeros cómo nos sentimos todos, significa que puedes preguntar tan sólo  a unas pocas personas y lograr un buen sondeo de qué se cuece en tu lugar de trabajo.

2. Pasa a la acción para mejorar

El paso lógico después de esto es, por supuesto, pasar a la acción para abordar el problema. El objetivo es lograr días más verdes. El dispositivo Celpax abre la veda a conversaciones que sacan a superficie lo que debe ser arreglado en tu sitio de trabajo.

A veces serás capaz de hacer algo al respecto, a veces no, pero el simple hecho de tener esa conversación habrá servido de algo, es útil.

A Scott, por ejemplo, le dijeron que “nuestros coches están sucios, esto hace que tenga días rojos”. Empieza por arreglar algo que tus compañeros te hayan dicho que les ha hecho tener días rojos. Entonces otra cosa, paso a paso.

Siguiendo la tendencia en tu KPI de estado de ánimo de los empleados, podrás medir si las acciones que estás llevando a cabo están teniendo efecto: ¿estás logrando días más verdes?

3. Para los Excel ninjas ahí fuera… ¡Correlaciona!

Agarra a un experto en Excel y comparad el KPI del estado de ánimo de los empleados con otras cifras clave de la empresa como las ventas, niveles de producción, de facturación o de beneficios. Analiza el impacto de una fusión o una reorganización, o cuando lleves a cabo nuevas iniciativas como SAP para asegurarte de que los grandes proyectos no provocan agotamiento en tus empleados.

Aquí están los descubrimientos de Unilever: sus compañeros les dijeron que su estado de ánimo de los empleados bajaba cuando había alteraciones en la línea de producción.

Mientras estás aquí, por favor, recuerda…

Las dos cosas que necesitas para que tus empleados sigan pulsando:

  1. Habla con tus compañeros sobre los resultados (también es relevante para los de recursos humanos: simplemente analizar no te dará información suficiente, coge el teléfono o levántate para hablar con tus gerentes o asociados de todos los niveles :)
  2. Comparte los resultados de forma regular con tus empleados

Por supuesto hay muchas otras formas de hacer cosas chulas con los resultados. No pensamos que tenemos la fórmula mágica para lograr que los empleados se involucren más en el trabajo: sólo un acercamiento diferente.

De hecho, lo que realmente recomendamos es que te inspires leyendo sobre cómo otros líderes han mejorado en el trabajo empleando los dispositivos de Celpax.